La necesidad de conciliar trabajo y familia hoy en día

Poder conciliar trabajo y familia, te suena ¿verdad?. Es tan polémico este tema donde cada día se siente que los padres pasan menos tiempo con sus hijos, pero no es porque así lo quieran sino la necesidad de llevar un sustento económico al hogar.

conciliar trabajo y familiaSi bien nos enseñaron que la mujer se quedaba en casa cuidando de los hijos mientras que el padre era el que salía a trabajar, pero los tiempos cambian señores y ahora hay cada vez más mujeres con profesión y trabajos estables y que buena noticia, pero, ¿cómo afecta esto a nuestros hijos?

Tiempo de calidad con nuestros hijos es lo que deseamos mas, porque cuando menos nos damos cuenta ya han crecido y son unos adolescentes iniciando su vida que ya no tienen tiempo para sus viejos. Pero ¿cómo manejar esta situación cuando mamá y papá necesitan ir a trabajar para mantener a la familia?.

No tenemos que ver el trabajo de ambos padres como una maldición o algo que nos impida pasar tiempo con nuestros hijos, al contrario, nos debe hacer valorar los pequeños momentos que pasemos a su lado y hacerlos duraderos.

Tranquilos, no se preocupen al momento de tener que ir a trabajar, el tener que sacrificar tu carrera o tus sueños por tus hijos no está bien, y claro no me mal entiendas, nuestros hijos son muy importantes pero no querremos pasarles nuestras frustraciones o enojos al no sentirnos realizados en todos los aspectos de nuestra vida.

Hay muchos padres que prefieren estar tiempo en casa y claro que es válido, cada familia sabrá entenderse lo cual es muy importante para una sana relación de pareja y que al mismo tiempo esa confianza se la transmitas a tus hijos.

Unos consejos para conciliar trabajo y familia

Así que aquí te dejo estos sencillos consejos para que mejores el balance entre tu familia y el trabajo:

  • COMUNICACIÓN:

Como siempre lo comento, la comunicación es un factor importante en cualquier situación y no es de esperarse que con tus hijos esta sea fundamental. Dependiendo de la edad de tu hijo tendrás que explicarle tu carga de trabajo y me refiero a horarios.

¿A que me refiero con esto?. Hazle saber que el tiempo que no estás en casa es porque mamá o papá necesita trabajar. Explicarle la importancia del trabajo hará que sea más fácil de comprender tu ausencia.

Esto va más dirigido a personas con hijos pequeños ya que comúnmente están en la guardería, jardín de infantes o dejados al cuidado de la abuela o algún tío y se les puede dificultar el entender a donde va mamá o papá cuando no están con él y sentirlo como un abandono, así que no dejemos que esto suceda.

  • MIDE TU CARGA DE TRABAJO:

Si bien tus hijos deben de comprender que el trabajo es necesario, sin embargo no pretendas que entienda que nunca tienes tiempo para ellos porqué lo tomaran como una preferencia a tu trabajo en lugar de ellos.

Trabaja tus horarios como son, trata de no tomar turnos extras al menos que sea absolutamente necesario. El tiempo con tus hijos es valioso y no debes de desperdiciarlo, cada trabajo tendrá sus puntos buenos y los malos así que no malgastes tiempo en algún trabajo que no te de satisfacción en tu vida laboral.

Si bien pasarás gran parte de tu día en él procura que sea un trabajo donde tengas un buen ambiente de trabajo y no te genere estrés que a fin y al cabo terminarás llevando a tu hogar.

  • NO LLEVES EL TRABAJO A CASA:

Un punto difícil para los comerciantes de grandes empresas, doctores, psicólogos o abogados que en cualquier momento podrán recibir un llamado requiriendo de su presencia y esto es lo último que uno quiere pero ahora imagínate como se sienten tus hijos.

Después de un largo día tus hijos esperan llegar a casa y compartirte su día, sin que estés mencionando si te fue mal, si tienes cosas pendientes, o bien el no prestarles atención por seguir trabajando aún llegando a casa. Incluso el hacer estas acciones generan un vacío más grande en tus hijos ya que sienten tu rechazo directamente y esto los puede apartar de ti para el momento en que tu tengas tiempo ellos ya no lo tendrán para ti, que horrible, ¿cierto?.

Así que manejemos las cosas lo más separado que se pueda, está claro que no siempre será posible y también es comprensible, por ello coméntalo con tus hijos y trata de que estas acciones no sean repetitivas y verás que ellos entenderán.

  • DÍA LIBRE:

Tan esperado el día de descanso, no más estrés al menos por un día, tomarte tiempo libre y disfrutar de tu familia, se escucha muy bonito ¿cierto?, pero hay que hacerlo realidad.

Trata de tomarte al menos un día libre a la semana para pasarla con tu familia, puedes llamarlo como quieras y hacer diversas actividades ya sea desde salir de casa como permanecer en ella, siempre y cuando haya esa convivencia entre tú y tus hijos.

Una salida al cine, juego de futbol, tarde de películas, todas son buenas ideas así que impleméntalas, el tener un día con tus hijos hará que las cosas se regulen y aunque toda la semana estés ocupado al menos sabrán que ese día contarán contigo, así que no los decepciones.

  • NO DESCUIDES SUS ACTIVIDADES:

Este es un punto muy importante porque la mayoría de los padres pueden llegar a tener conflicto con ello y no porque así lo quieran si no que los tiempos no siempre son los adecuados. Sin embargo debemos de encontrar una manera de estar presentes para nuestros hijos en sus logros, así sentirán tu apoyo y amor incondicional.

Juntas escolares, partidos de fútbol, presentaciones de teatro, baile, poesía, etc., cualquiera que sea la actividad recurrente de tu hijo es importante para ellos por lo cual debe de ser importante para ti también.

Trata de tener un calendario donde fijes ciertas fechas de eventos, esto te ayudará al saber con anticipación que día y a qué hora deberás de estar en algún evento y así podrás acomodar tu horario de trabajo o bien pedir algún permiso a tu jefe. Vale que esto no siempre será posible pero si lo intentas y estas ahí créeme que lo agradecerán mucho, recordemos que las memorias o eventos que marcaran la vida de nuestro hijos se crean en la infancia y la adolescencia así que está presente lo más que puedas.

Recuerda cada momento cuenta, los hijos crecen muy rápido así que aprovecha todo el tiempo que te sea posible para crear esos recuerdos que llevaran consigo toda su vida.

 

Deja tu comentario